Mi homenaje a Luis Aragonés

Luis Aragonés y Vicente CalderónCreo que no hay mejor manera de homenajear a Don Luis Aragonés que destacar su influencia a lo largo de todas las generaciones de atléticos y que de una forma u otra han vivido al sabio de Hortaleza.

En el fútbol hay leyendas como jugadores o entrenadores, pero muy pocas figuras han alcanzado la notoriedad como ambos.  Y es que su gran mérito no ha sido lo excepcional jugador que fue, conquistando tres Ligas, dos Copas, un pichichi y llegando a jugar la final de la Copa de Europa. Tampoco su gran figura como entrenador, ganando una Copa Intercontinental, una Liga, cuatro Copas (una con el Fútbol Club Barcelona), una Copa Ibérica y una Eurocopa con la Selección Española.

Su gran legado es que todos los atléticos hemos disfrutado de Luis Aragonés. Mis abuelos y padre como jugador desde 1964 a 1974. Mi padre y mi tío como entrenador de 1974 a 1980. Mis primeros recuerdos como atlético son con Luis de entrenador de 1991 a 1993 y después el año que nos devolvió a Primera. Año en el que no hay mejor manera de describir lo que es el Atlético de Madrid: Luis Aragonés en el banquillo y una afición entregada con su equipo a pesar de jugar en Segunda. Mis hermanos también han podido disfrutar de su último éxito como entrenador, la victoria conseguida en la Eurocopa de 2008 en la que la Selección Española desplegó un juego soberbio.

Gracias Luis Aragonés.

Publicado por

albertosanfer

Informático y bloguero en memoriaextendida.com